miércoles, 6 de junio de 2012

Una canción para ti...1°


“Despierta de la sombra del olvido
Bébete el sol en la agonizante noche
Inventa el camino que debes seguir
Y busca, más lejos, incansablemente
Busca quien eres y quien puedes ser”


Tristan recogió el papel arrugado y leyó los versos, le gustaron, le gustaron mucho y pudo imaginar una melodía que los acompañara. Era una canción perfecta para su banda “Escudo Azul” . Quería saber de quién era aquel papel y de dónde habían salido aquellas palabras, sentía que las habían escrito para él
Alguien había estado allí escribiendo, hasta hacía poco, la hoja era bastante particular, de cuadernillo con una guarda verde. También la caligrafía era muy particular, tendría que poner en uso su agudeza para encontrar al dueño de la hoja, pero lo haría, la escuela secundaria no era tan grande y con la ayuda de sus amigos, lo descubriría.
Entonces cayó en la cuenta de que ya no había nadie por allí, lo cual significaba que había sonado el timbre de entrada y que él iba tarde, de nuevo.
Maldijo y salió deprisa, estaba al borde de quedar libre, aunque eso no era extraño, él siempre vivía al borde de todo.


Emma miró por la ventana y vio a Tristan Blackstone corriendo por el patio, por lo visto no podía mantenerse alejado de los problemas, sin embargo ella sentía cierta envidia de él, de la libertad que tenía, de lo poco que le importaba lo que dijeran los demás.
Ella lo conocía, todos lo conocían en la escuela, iba a la otra división del último año así que no eran compañeros, pero él era demasiado popular como para desconocerlo.
Líder de una banda de rock, cantante, popular con las chicas, mal estudiante y chico problemático. Aunque tenía carisma, algo que decía que sin importar lo que lo menospreciaran tarde o temprano terminarían rindiéndose ante él.

En el recreo, Tristán se reunió con sus amigos, un par de ellos iban a su mismo curso, otro a una división diferente, uno a cuarto año y en la reunión faltaba  Leandro que había abandonado la escuela el año anterior.
Sacó el papel de su bolsillo y se los extendió.
-¿Qué es? – preguntó Lucas cuando tomó el papel.
Tenemos que encontrar a quién escribió esto -les explicó
-¿Por qué?-cuestionó Dani
-Porque es quién escribirá nuestra canción, la que cantaremos en el concurso...
-Esto puede ser copiado, ya sabes alguna chica de esas que colecciona poemas o algo así – dijo Dani leyendo el texto.
-No, alguien lo escribió , estoy seguro y quiero que esa persona escriba para nosotros. Es lo que necesitamos...
-¿Estás tan seguro? – indagó Luc sin estar convencido.
-Sí, mientras lo leía pude sentir como la melodía se formaba en mi cabeza...fue genial.
-De acuerdo, ¿qué se supone qué hagamos? - preguntó Cam que se había mantenido callado hasta entonces.
-¿Ven el papel?, tiene esta guarda y unas hojas...no creo que sea muy común, sólo mantengan los ojos abiertos, husmeen por allí, ya saben sus compañeros, la biblioteca...no sé, si ven a alguien escribiendo en algo como esto me lo dicen, yo me encargo del resto.
-Claro, es sencillo, estás loco...¿lo sabías? – dijo Bin
-Eso me hace tan genial – comentó Tristan con una sonrisa y sus amigos rieron. Era verdad , aquellas locuras lo hacían único y desde ese día se pusieron en campaña. Incluso él mismo frecuentó la biblioteca, aunque rara vez lo hacía y era bastante incomodo para los que estaba allí tener a Tristan observándolos tan de cerca mientras tomaban notas.
Había pasado más de una semana y ninguno había descubierto nada.
-Oye Tris, será mejor que lo olvides y empieces a escribir una canción tú, nos queda un mes, debemos ensayarla y tener todo listo. No podemos perder más tiempo, no si queremos ganar...-aseveró Cameron.
-Estaba seguro que lo descubriríamos – se lamentó pasando la mano por su cabello largo..
En ese momento Dani llegó corriendo hacia ellos, venía casi sin aire...
-¡¡Chicos la encontré!! Encontré a la dueña del cuaderno con esas hojas…
-¿Dónde? ¿Quién? …-preguntaron casi a la vez
-En mi curso…es compañera mía…-contestó aún agitado.
-¿O sea qué va a nuestro mismo año? ¿ Y quién es? – preguntó Tristán.
-Emma Carissi …
-No la conozco…-comentó Cameron haciendo un gesto de concentración.
-Yo tampoco- agregó Tris que conocía a todas las chicas del último año y a algunas muy bien.
-No es raro…es…cómo decirlo…invisible- trató de explicar Dani.
-¿Invisible?¿Es un fantasma?- Preguntó Bin rascándose la cabeza.
-No, lo que quiero decir es que es una chica que no destaca, de hecho ni te das cuenta que está allí, hasta te olvidas de ella. Nada llamativa, callada, solitaria…buenas notas…padres ricos…y nada atractiva, usa lentes y lleva el cabello atado y…en fin. Ni siquiera recuerdo haber escuchado su voz alguna vez.- comentó y Tristán esbozó una sonrisa como si entendiera algo que los demás no.
-Vamos a buscar a nuestra compositora …- dijo de repente y los demás lo miraron.
-¿Ahora? ¿qué vas a decirle? –preguntó Luc.
-Ya veremos, vamos por ella…¿dónde Dani?
-No lo sé, en algún rincón, supongo…te dije que es solitaria y ni idea dónde va ese tipo de chica.
-Yo sé…-dijo Cam y le dio un golpecito en el brazo a Tristan, luego miró hacia arriba. Hacia la azotea.


Emma solía refugiarse en la azotea, allí nadie la molestaba aunque si era sincera la gente ni siquiera sabía que existía, y así estaba bien. Si no la tenían en cuenta tampoco la molestarían, aunque si lo pensaba era algo triste. Su paso por la secundaria no dejaría ninguna experiencia importante, sin amigas, sin enamorarse…nada que recordar. Pero recordar , a veces, podía ser doloroso.
Se acostó en el suelo y contempló el cielo azul, intensamente azul. Debía escribir sobre eso, sobre aquella extraña sensación de estar allí, como si fuera un tiempo robado al tiempo.
Sintió ruidos a sus espaldas, en la puerta, nadie nunca iba a allí, así que se levantó de prisa y al hacerlo se encontró con lo más sorprendente.
Tristan Blackstone y sus amigos acababan de llegar a  la azotea.
Él iba al frente y era quien más resaltaba, alto, cabello oscuro hasta los hombros algo revuelto y con un mechón ocultándole un poco la cara, ojos de un azul demasiado oscuro, vestido con jean y campera de cuero. La imagen de la rebeldía adolescente, la imagen del rock.
Y a su lado un grupo de cuatro chicos no menos interesantes, altos también, excepto uno rubio. Diferían en el color de ojos y cabellos pero tenían la misma actitud que su líder.
Emma los miró como si fueran una aparición. Hubiera querido escapar pero no tenía donde , así que se quedó allí, admirándolos abiertamente. Y ellos la miraban de la misma forma, como si hubieran venido a buscarla, pero eso era imposible.

-¿Eres Emma? – preguntó Tristán y la sacó de su ensimismamiento. La chica creyó que debía sentir temor aquel grupo estaba demasiado cerca de ser unos pandilleros como para sentirse a salvo, pero no la asustaron. Además la voz de Tristán era envolvente, gruesa y cálida, sensual e hipnótica era lógico que fuera cantante.
Ella movió la cabeza en un asentimiento y él se le acercó.
-¿Esto es tuyo? – preguntó Tristan y se agachó a su lado para darle un papel. Era uno de sus poemas, uno que había tirado.
-Sí, ¿cómo?
-Lo  encontré …¿escribes?
-Sí- respondió sin saber qué sucedía. Nadie sabía de sus poemas, pero él tenía uno y por lo visto eso la había llevado a buscarla.
-Tengo una propuesta para ti…-dijo y se sentó a su lado.
-¿Qué quieres? – preguntó ella extrañada.
-Escribe canciones para nosotros, para nuestra banda.
-Yo no sé escribir canciones…
-Escribes esto, a eso me refiero…yo me encargaré de la melodía, tú de la letra.
-Yo no…
-Me gusta, me gusta lo que escribes…
-Sólo leíste eso, ¿cómo puedes decir que te gusta? – preguntó Emma sintiéndose extraña, era la primera vez que discutía con alguien sobre sus poemas, y ese alguien, inconcebiblemente, era Tristan Blackstone
-Lo sé, esos pocos versos me hicieron crear música…¿tienes más?- preguntó y entonces vio el cuaderno que estaba a un lado de ella y sin preguntar lo tomó y comenzó a hojearlo.
-¡Espera..:!- protestó Emma e intentó detenerlo pero él le detuvo las manos y siguió leyendo.
-Eres buena, tus textos son ideales para Escudo azul…
-¿Escudo Azul?
-Nuestra banda,- contestó él y con un gesto señaló a sus amigos que esperaban junto a la puerta como si la estuvieran custodiando para que Tristan pudiera hablar tranquilo con ella.
-No sé nada de música…
-Pero nosotros sí, escúchanos y verás que tus letras son para nosotros.
-¿Por qué Escudo Azul? – preguntó Emma de repente como si allí residiera la clave. Era , por lejos, la conversación más extraña que había tenido en su vida.
-Por eso…el cielo, ese es el escudo azul…aún cuando todo está mal puedes mirarlo y sentir que si existe un cielo así de azul, aún hay una oportunidad. ¿Lo entiendes, verdad?
-Sí- contestó ella porque él acabada de ponerle palabras a la razón por la cual subía a la azotea.
-Sabía que lo entenderías…escribe canciones para nosotros Emma, por favor .
-Bien- asintió ella y Tristan le sonrió



10 comentarios:

  1. Ya ta!!!!! Pensé que era la historia completa!!!! Quiero más!!!! Amo tus historias de adolescentes!!!! Quiero más, no hay derecho!!!! Quiero... Yo quiero!!!! Quiero Quiero QUiero.... Te dije que quiero!!!!!

    Muchos besitos chica!!!!

    ResponderEliminar
  2. Bueno, bueno... no sé como le haces en serio sis, de que sos buena no.. sos genial.. jajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sises las quiero, gracias por ser tan peloteras y darme ánimos....

      Eliminar
  3. Que chida esta la historia. Muy buen comienzo, y si así es el inicio como serán los siguientes cap. Muero por mas, por fa no demores en subir otro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, haré lo posible por tener más pronto.

      Eliminar
  4. ¡¡Bueniiiiiiisima historia!! Por fi no tardes en poner otro capitulo jiji.

    ResponderEliminar
  5. Me gustó mucho el inicio y estaré esperando los siguientes capítulos. Aaaah pero por favor no te olvides de Pequeña Leona que también quiero sabeeeer!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy una escitora infiel, abandono una historia por otra...deberé culpar a la inspiración, pero no me olvido de Pequeña Leona, ya la retomaré, palabra que sí...y ésta, tan pronto tenga más lo subo.

      Eliminar
    2. Bien, esas son muy buenas noticias mi querida Nata. Pero así pasa... no son lindos los inicios?? xD Aaah y a propósito, me encanta el nombre de Tristán (historia... historia!!)

      Eliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...